La NAVIDAD…

Veréis, hace unos días, el 23 de diciembre, me acerqué a ver al peque al cole.

Aquello era un hervidero de emociones, de risas y colores…y ¿cómo no?, de villancicos también.

El peque estaba rodeado de sus compañeros de clase y cuando sonaron las panderetas, ¡ooohhh, su sonrisa iluminó unas veinte mil leguas de viaje submarino -o más- y me llegó!.

Entonces recordé cuando mi carita lucía igual que la de él porque….

Para ese instante, os dejo hoy esta magia volcada en diferentes emociones y lenguajes.

Es esa “cadena de favores” de la que os escribía al daros la bienvenida al Blog, ¿recordáis?

Pues ahora, ¡os toca a vosotros!

                                                                                        Autor Pictogramas utilizados: Segio Palau (ARASAAC)

Leave A Comment